contacto@conoce-elsecreto.com

NeuroPlaneta El Poder Sanador del Perdón 2

Este día en NeuroPlaneta seguimos platicando acerca de El Poder Sanador del Perdón.

 

 

Alguien que no ha perdonado difícilmente va a poder lograr tener la paz y la felicidad que desea y que realmente todos deseamos.

Una vez que tú otorgas el perdón no necesitas que la persona te pida perdón porque el perdonar es algo personal y no depende de la aprobación del otro.

En este proceso sanador del perdón hay que empezar a perdonar a terceras personas como padres, pareja, amigo, etc. Ya cuando estamos en esa energía de perdón, entonces ahora puedes perdonarte a ti mismo.

El Perdón es un proceso personal, un proceso donde YO elimino la carga emocional negativa de un recuerdo o de una experiencia que viví y en base a esa eliminación de la emoción negativa, automáticamente ese recuerdo ya no va a tener poder, fuerza, ni a ser causante de muchas de mis conductas inconscientes que me están llevando a tener los resultados que tengo ahora en mi vida.

El no perdonar, el tener resentimiento nos limita y afecta nuestra salud física ya que todo en nuestro cuerpo esta conectado.

Espero que esta información que acabo de compartir contigo te sea de mucha utilidad.

Me encantaría saber tu opinión.

Cualquier duda o inquietud escríbeme y con gusto te contestaré.

Te mando un fuerte abrazo y estoy para servirte.

Tu amigo y coach,
Carmelo Sánchez

 

NeuroPlaneta El Poder Sanador del Perdon

Este día en NeuroPlaneta  platicamos acerca de El Poder Sanador del Perdón.

 

 

 

Muchas personas dicen que perdonar es olvidar pero si sabes cómo perdonar de verdad, automáticamente se te olvida ese evento desagradable.

Hay que aprender verdaderamente a perdonar de corazón ya que El Perdón es para ti mism@.

El concepto de Perdón desde Programación Neurolingüística es una grabación que está ahí en tu mente y se grabó con carga emocional negativa y eso es lo que hay que eliminar. Recuerda que la mente subconsciente no distingue cuando algo es imaginado y cuando algo sucede realmente; entonces cuando te acuerdas y revives esas emociones, para tu mente es como si lo acabaras de vivir nuevamente y vuelve a empezar otra vez el proceso  ya que se vuelve un círculo vicioso. Puede pasar mucho tiempo y tú sigues sufriendo.

Programación Neurolingüística lo que hace simplemente es quitar la carga emocional negativa al evento para que ya no siga perpetuándose el sufrimiento eterno que nos hace estar enganchados. No tiene tanto que ver la situación por la que pasas sino como la experimentas o la vives y en base a eso es cuando se hace la carga emocional negativa.

Incluso puedes perdonar a personas que ya hayan muerto y también perdonar a Dios ya que muchas personas están enojadas con él.

Cuando no perdonas lo que sucede es que ese evento se graba en tu mente en forma de un programa que tu mente inconsciente va a utilizar de ahora en adelante para tomar muchas decisiones en tu vida que tú ni cuenta te vas a dar.  A partir de ahí puedes desarrollar peores relaciones y/o tener dificultades financieras; entonces tienes que perdonar, tu sabes que ahí traes un resentimiento que no has soltado y no solo eso, no solo te afecta en las finanzas o en las relaciones también te va afectar en tu salud.

Espero que esta información que acabo de compartir contigo te sea de mucha utilidad.

Me encantaría saber tu opinión.

Cualquier duda o inquietud escríbeme y con gusto te contestaré.

Te mando un fuerte abrazo y estoy para servirte.

Tu amigo y coach,
Carmelo Sánchez

 

NeuroPlaneta Aumenta Tu Autoestima

Este día en NeuroPlaneta  platicamos acerca de como Aumentar Tu Autoestima.

 

 

 

Vamos hablar acerca de la Autoestima y como ayudar a aumentarla. Primeramente la definición de Autoestima de Programación Neurolingüística es la evaluación perceptiva que hacemos de nosotros mismos. “Evaluación” quiere decir que nos calificamos y “Perceptiva” quiere decir que no nos vemos realmente como somos, nos vemos como nos han enseñado que nos debemos de ver, es decir, con nuestras percepciones.

Como sabrás, nuestro auto concepto se forma siempre en nuestra niñez desde la tercera semana de gestación. El bebé ya está recibiendo información y registrándola en su cerebro hasta los 7 u 8 años aproximadamente – nada es determinante ya que todo depende de la persona además de otros factores – Imagínate que en esa etapa eres como una esponja, no tienes ningún tipo de barrera; todo lo que está a nuestro alrededor lo absorbernos sin juzgarlo ni etiquetarlo, simplemente repites los patrones.

Por ejemplo, tú eres un niño de 6  años y un adulto que para ti te sobrepasa en estatura y para ti es un gigante; te dice de manera poderosa y autoritaria “Eres un estúpido” o “Eres un tonto”, Tu como niño lo crees y lo absorbes. Luego pasamos a otra etapa donde somos más grandes y ya tenemos un auto concepto y lo que se grabó ya lo somos. Ahora somos un poquito más selectivos con lo que dejamos entrar a nuestra mente pero ahí ya entran los estereotipos, es decir, tenemos estereotipos físicos.

Por ejemplo, nos han enseñado que una mujer guapa tiene que tener ciertas características físicas – como cierta estatura, tiene que ser delgada, tener cierto color de piel – que según los papás, la televisión o donde lo veas dicen que ese es el estereotipo de una persona bella o guapa. Entonces tú te volteas a ver en el espejo y si no tienes esas características pues piensas que no eres guapa. Y desde ahí empiezas a calificarte y a etiquetarte; como tú no estás de acuerdo al estereotipo y no coincides pues dices “Soy fea”.

Lo mismo sucede con los hombres. El estereotipo de un hombre guapo y varonil es un hombre alto, blanco, atlético, con una voz grave; se compara y si no tiene esas características se siente feo.

Como todos los estereotipos nos califican, entonces nos comparamos y en ese momento nuestra Autoestima cae.

Vamos a suponer pero el 80% o 90%  de la población no tenemos esas características. Ahora no a todas las personas se les baja la autoestima ya que hay gente que tiene su autoestima fuerte y no suceden esas comparaciones.

Eso pasa con las comparaciones físicas pero también hay cualidades mentales.

Por ejemplo, en la escuela pública e incluso en la escuela privada tiene mucho peso que una persona tenga una habilidad para recordar datos y para las habilidades matemáticas ¿Cierto? Entonces básicamente la escuela se basa en eso; de que tú puedas memorizar datos no importa si son verdad o si son válidos y respondas el examen en base a la información que se te dio, entonces según la escuela ya eres una persona inteligente.

Entonces si eres un niño que naturalmente no tienes esa habilidad pero si tienes alguna otra; tal vez eres muy creativo o te gusta mucho imaginar cosas nuevas. Están esos estereotipos de la gente “inteligente” que puede memorizar datos y que puede hacer operaciones matemáticas entonces si tú no entras en ese estereotipo y volviendo al ejemplo, si tu papá o mamá te ha dicho que eres un tonto pues manifiestas ese programa al no memorizar datos y no siendo bueno para las matemáticas. En ese momento tú te comparas con el que sí es bueno para memorizar datos y para las matemáticas, entonces tu autoestima baja.

Ahí tenemos 2 factores importantes que afectan mucho la autoestima; primeramente con las programaciones que nos han dicho desde niños y la segunda es con las comparaciones.

Y sabiendo cómo se forma nuestra autoestima, la solución es muy fácil pero no es sencilla.

Si tú quieres tener una buena autoestima, lo primero que tienes que empezar hacer es dejar de COMPARARTE y empezar a AMAR lo que a ti te hace diferente porque Dios o El Universo – o en lo que tú creas – tiene una cualidad muy particular y es que no hace 2 cosas iguales. Debes aprender apreciar lo que a ti te hace único y diferente ya que esa es una cualidad muy grande y debes aplaudirla.

El ejercicio que te voy a recomendar que hagas es que busques una foto de cuando eras niño de entre 3 u 8 años, de preferencia que estés tu sol@ en la foto. Lo que vas hacer es que todos los días por la mañana ponla en un lugar donde puedas verla, ve tu foto y hazte esta pregunta:

¿Qué voy hacer hoy para que ese niño que llevo dentro de mi sea feliz?

Te van a llegar cosas muy sencillas de hacer como comprarte una paleta o un helado o irte al parque y subirte al columpio.

El otro ejercicio tal vez ya lo leíste en algún libro pero es realmente muy efectivo; en la mañana lo único que tienes que hacer es verte en el espejo como siempre lo haces y decirte cosas positivas que aumenten tu autoestima como lo atractivo que eres, que te amas, que te respetas y que te aceptas tal y como eres.  Tal vez al principio se te dificulte pero como vayas haciéndolo se va hacer un hábito y después lo harás sin tanto esfuerzo incluso sin necesidad de estarte viendo al espejo.

Espero que esta información que acabo de compartir contigo te sea de mucha utilidad.

Me encantaría saber tu opinión.

Cualquier duda o inquietud escríbeme y con gusto te contestaré.

Te mando un fuerte abrazo y estoy para servirte.

Tu amigo y coach,
Carmelo Sánchez

Neuroplaneta Como tratar con Gente Difícil

Este día en NeuroPlaneta  platicamos acerca de Como tratar con Gente Difícil.

 

 

Una de las premisas más importantes de Programación Neurolingüística es:

QUE TÚ Y SOLO TÚ ERES EL ÚNICO RESPONSABLE DE TUS PENSAMIENTOS Y DE TUS EMOCIONES.

¿Qué quiere decir esto? Que todo lo que está afuera llámese una persona irritable o cualquier factor externo que te esté molestando o que te está poniendo en una situación negativa ya sea emocional, mental y física; debes saber que todo eso tú lo estás creando tu eres el único que eres responsable de eso.  Cuando afuera de nosotros vemos algo que nos molesta es porque eso que estamos viendo afuera, dentro de nosotros mismos no lo estamos aceptando.

Por ejemplo, dentro de ti existe un asesino pero también está un pacificador, existe un iracundo pero también existe una persona amorosa. Existen los dos lados de la moneda. Cuando nos polarizamos, es decir, negamos nuestra parte negativa – que es lo que normalmente hacemos porque es algo que nos han enseñado – de manera inconsciente.

Y ¿Qué pasa?

Que afuera cuando ve a una persona que si se expresa libremente porque a lo mejor siente ira, enojo y le dan ganas de sentir lo que es una  emoción humana totalmente natural; a esta persona le molesta en demasía, no lo puede soportar porque está negando esa parte dentro de sí mismo. Y siendo totalmente honestos, todos en nuestra cabeza nos han dado ganas alguna vez de matar a alguien aunque suene fuerte ¿Y porque negarlo? Ahora, de pensar eso ha llegar al acto claro que hay una distancia enorme.

Sin embargo, si tú no te permites expresar tu enojo vas atraer a otra persona que si sea capaz de hacerlo.

Por ejemplo, por lo regular siempre es tu pareja sentimental. Nadie mejor que tu conoce que sonido, que mueca, que posición del cuerpo hace rabiar a tu pareja. Entonces cuando yo se eso, a nivel inconsciente como no me permito expresar ese enojo, me consigo una pareja que si lo pueda hacer e inconscientemente digo palabras, ciertas frases y me expreso de cierta manera.

Cuando tu das un mensaje hablado a otra persona – más o menos el porcentaje es así – el 70% de comunicación es tu lenguaje corporal; como estas parado, las muecas de tu rostro, como mueves las manos, etc. El 20% es la tonalidad que es el timbre y la modulación de tu voz y solamente el 10% es lo que estás diciendo, son las palabras concretas y precisas que estás diciendo.

Cuando negamos una parte de nosotros, la otra persona lo hace y eso nos va a irritar porque nosotros no nos permitimos ser como esa persona. Como dice el libro El Efecto Sombra, hay personas que viven infelices toda su vida porque niegan una parte de ellos. Y como dice la Gestalt:

“Cuando tú te aceptas totalmente, automáticamente te deja de irritar todo lo que sucede afuera”

Espero que esta información que acabo de compartir contigo te sea de mucha utilidad.

Me encantaría saber tu opinión.

Cualquier duda o inquietud escríbeme y con gusto te contestaré.

Te mando un fuerte abrazo y estoy para servirte.

Tu amigo y coach,
Carmelo Sánchez

 

 

NeuroPlaneta Anclajes de Poder

Este día en NeuroPlaneta  platicamos acerca de los Anclajes de Poder.

 

 

¿Qué es un Anclaje o un Ancla?

Son poderosas Neuroasociaciones entre un estado interno intenso y un estímulo externo.

Hace mucho tiempo a principio del siglo pasado, un Fisiólogo Ruso llamado Ivan Pavlov hizo un experimento que se llama Los Perros de Pavlov. Lo que hacía es que dejaba sin comer a los perros uno o dos días y luego cuando salía a darles el alimento al mismo tiempo hacia otro estimulo externo como por ejemplo, tocar una campana. Entonces él se dio cuenta que al hacer este experimento varias veces en repetidas ocasiones – obviamente los perros se daban cuenta cuando él salía con la comida después de no haberles dado de comer – los perros salivaban y al mismo tiempo se tocaba la campana.

Entonces después de un tiempo de repetir este experimento varias veces llegó un momento donde solamente bastaba tocar la campana para que los perros salivaran sin que hubiera alimento ¿Qué fue lo que pasó ahí? Que los perros asociaron el sonido de la campana con la comida y con la acción salivar, es decir, que ahora todo era un conjunto. Eso significa que la campana se convirtió en el Ancla que lograba que el perro tuviera una actividad fisiológica que normalmente no la tendría.

Resulta que a partir de este descubrimiento de Pavlov, se hicieron una serie de investigaciones más profundas. Se dieron cuenta que en general todos los mamíferos superiores – como caballos, chimpancés, monos, etc. – hacemos lo mismo; cuando hay un estímulo externo también tenemos la facultad de hacer eso mismo.

Y te estarás preguntado ¿Cómo esto afecta tu vida en este momento?

Muy seguramente te ha pasado que por ejemplo llegas a una casa donde te invitan a comer o incluso un restaurante –también puede pasar – e inmediatamente hueles un olor que es muy familiar para ti, tú inmediatamente entras en un estado emocional positivo, rico y agradable, aunque vayas enojado o con estrés ya que te recuerda a la comida que te hacía tu abuelita cuando eras pequeño.

¿Esto a que se debe?

Pues que estas anclado a ese olor y a ese sabor que es familiar para ti ya que es de la comida que preparaba tu abuelita para ti. Este Anclaje no te afecta, te beneficia. El problema es que también tenemos Anclas que nos ponen en un estado emocional negativo. Por ejemplo, cuando  conoces a una persona – ya sea hombre o mujer – y como primera impresión te cae mal. Pues muy seguramente tienes un Ancla en tu mente relacionado con la forma de su cara, a su tono de voz, a la forma en que dice algunas palabras, etc. Pero pasa que después tratas más a la persona y te empieza a agradar.

No te tomes nada personal cuando alguien te diga algo ya que seguramente es un Ancla que está dentro de la persona.

¿Cómo puedes hacer para crear tus propios anclajes de poder?

Por ejemplo, todos tenemos una canción que nos pone de buen humor y nos llena de poder – por eso se llaman Anclas de Poder– entonces ahí está el estímulo externo. Luego ese estimulo externo nos lleva a nosotros a tener un estímulo interno intenso que es de poder, entusiasmo y euforia tal vez, en ese momento vamos a crear un Ancla. Recuerda que manejamos 3 canales: visual, sensorial y auditivo. En este caso vamos hacer un ancla sensorial y el estímulo tiene que ser exclusivo, no puede ser un estímulo que todos los días haga.

Por ejemplo, un estímulo sensorial seria que yo me presionara el lóbulo de la oreja. Pero si esto lo hago muy seguido no va a ser efectivo. Tiene que ser algo que no hagas normalmente. Lo que recomiendo es que te puedes presionar fuertemente tu dedo pulgar contra tu dedo medio que es algo que por lo regular nunca lo haces de forma natural.

Entonces será un Ancla sensorial ¿Qué vas hacer?

Vas a poner tu canción favorita ya que la clave es que te haga sentir bien y empoderado, aprietas el dedo medio y el dedo pulgar lo más fuerte que puedas cuando estés en el máximo climax de la emoción positiva. Para que funcione el Ancla tienes que repetir este proceso varias veces. Y así cuando haya una situación donde te quedes sin recursos y hagas este ejercicio repetidas veces; vas a simplemente a presionar los dedos e inmediatamente vas a salir de ese estado ¿Por qué? Porque creaste un Ancla sensorial, es decir, que tu estado emocional ahora está anclado a presionar el dedo medio con el dedo pulgar.

Espero que esta información que acabo de compartir contigo te sea de mucha utilidad.

Me encantaría saber tu opinión.

Cualquier duda o inquietud escríbeme y con gusto te contestaré.

Te mando un fuerte abrazo y estoy para servirte.

Tu amigo y coach,
Carmelo Sánchez

Neuroplaneta El Miedo

Este día en NeuroPlaneta  platicamos acerca de El Miedo.

 

 

Hay dos motivantes o fuerzas que te impulsan a hacer cosas en la vida. Una es acercarnos al placer o alejarnos del dolor. Por ejemplo, si vas a trabajar es por tener el placer de tener tu dinero cada semana o por alejarte del dolor de no tener dinero para pagar las cuentas, etc. Se ha comprobado que la gran mayoría de las personas – más del 85% de las personas – se mueven en su vida por huir del dolor, es decir, todo lo que hacen siempre lo hacen por miedo.

Las personas exitosas, las personas que tienen paz, tranquilidad, prosperidad financiera, amor, salud; esas personas se mueven porque van en busca de sus metas y sueños que quieren alcanzar, pero la gran mayoría no porque siempre se están protegiendo y siempre están con miedo.

Por ejemplo, hay una persona que está enferma y está en el hospital. Muy dentro de su ser tiene un miedo a que sus familiares no le pongan atención – háblese de padres, hijos, pareja – y un día mejora su salud por los cuidados pero resulta que ese preciso día uno de sus hijos no pudo ir a visitarla porque tuvo algún problema. A nivel inconsciente hace un razonamiento – esto pasa en milésimas de segundos – y hace que la persona vuelva a recaer y que incluso el síntoma se agrave porque ha validado su miedo de que si no está enferma no va a tener la atención, en este caso, de su hijo.

Otro ejemplo, Alguien que quiere mejorar su situación financiera y le han ofrecido oportunidades para tener un negocio, un mejor empleo o una mejor oportunidad, etc. Pero es tanto su miedo a fracasar o a perder el trabajo que tiene actualmente – su zona de confort – que no lo puede hacer. Y para esto siempre sucede algo – por el periódico u otro medio – por ejemplo si le ofrecieron una oportunidad de negocio; se entera de que una persona fracasó en el negocio y que perdió todo. Su mente le dice “Ya ves, por eso no hay que poner negocios” y ya no se mueven de ahí.

El objetivo del miedo es protegerte, de ninguna forma el miedo está hecho para dañarte.

Hay dos tipos de miedo; uno que es irracional y que no nos sirve y hay miedos que si nos protegen. Y El nerviosismo es preocupación por algo que todavía no ha pasado. Otro miedo es cuando te preocupas porque estás pensando solamente en que va a suceder la posibilidad mala, es un miedo por algo que todavía no sucede. Sin embargo, siempre hay que tener la expectativa positiva, siempre ya que nosotros estamos creando constantemente nuestra realidad a través de los pensamientos que tenemos acerca esa realidad.

Por ejemplo un artista que se va a presentar en un escenario donde nunca ha estado y con miles de personas; ese miedo si lo canaliza correctamente le va ayudar a que de su mayor esfuerzo y saque lo mejor de él para que salga esa presentación lo mejor posible.

Ahora hay otros miedos que si cumplen su función de protegernos, por ejemplo, una persona puede tener miedo a tocar una araña y ese miedo está justificado porque lo está protegiendo de tener una picadura muy dolorosa y en algunos casos hasta mortal dependiendo de la araña.

Pero hay otros miedos que se crearon a partir de experiencias que sobre todo vivimos en la niñez y esos miedos ahorita ya de adultos ya no nos sirven para nuestra dinámica que estamos viviendo en este momento. Por ejemplo, una persona está en una relación de pareja tormentosa pero resulta que de niño tuvo una experiencia de abandono – tal vez su papá se fue o nunca estaba en casa – pero la persona no se aleja de esa relación porque tiene miedo a sentirse abandonado. Entonces su mente que tiene guardada esa experiencia con emoción negativa dice “No, prefiero estar así a estar solo.” Porque estar solo es terrible.

El miedo controla la vida de las personas.

Espero que esta información que acabo de compartir contigo te sea de mucha utilidad.

Me encantaría saber tu opinión.

Cualquier duda o inquietud escríbeme y con gusto te contestaré.

Te mando un fuerte abrazo y estoy para servirte.

Tu amigo y coach,
Carmelo Sánchez

 

 

Dar y Recibir – La Historia del Maharajá

En este vídeo te voy hablar de la forma correcta de dar para poder recibir.

 

 

Seguramente has escuchado por ahí muchas veces de muchos autores de diferentes libros y conferencias, incluso en muchas filosofías espirituales que tienes que dar para poder recibir.

Pero ¿De verdad sabes la forma correcta de dar?

Te voy a contar una pequeña historia para que te quede esto bien claro.

Cuenta la historia que había una vez un Maharajá muy querido en todo su reino. Este Maharajá iba a cumplir 100 años de edad y era su cumpleaños. Entonces ya te imaginarás, aquello era un evento a nivel de todo el reino y único. Se organizaron grandes fiestas para celebrar el cumpleaños de este Gobernante.

Llegó el día de la celebración y empezaron a llegar las personas más ricas y prodigiosas de todo el reino a agasajarlo con diferentes regalos. Durante la cena, el Gobernante que también tenía fama de ser muy sabio le dijo a sus sirvientes que separaran estos presentes en 2 grupos. Por un lado estarían todos los regalos que traían remitentes, que decían de quien provenía el regalo. Y por el otro lado iban a tener todos los regalos que no traían remitente.

Entonces ya te imaginaras la pila de regalos de los que traían remitente era enorme, de cientos y cientos de regalos mientras que el otro montón era apenas una decena de regalos muy pequeñitos pero no tenían remitente.

Cuando se terminó la cena y el Maharajá empezó abrir los regalos, empezó con la pila más grande de los que tenían remitente. Aquellos regalos eran ostentosos y maravillosos, sin embargo, el Maharajá abría aquellos regalos y mandaba a llamar  a la persona que le regalaba ese regalo y les decía “Te agradezco mucho por tu regalo, pero no lo puedo aceptar” y se lo regresaba, fuera lo que fuera. Así hizo con todos los regalos que traían remitente.

Una vez que regresó todos los regalos, se volteó hacia la pila donde estaban los pequeños regalos que no traían remitente y dijo “Con estos si me voy a quedar ¿Por qué no me quedé con estos?”

“Porque a mi edad ya no puedo permitirme el adquirir deudas”

Fíjate que sabiduría de este Gobernante; él sabía que al quedarse con los otros regalos que tenían remitente automáticamente adquiría una deuda y eso es el error más garrafal del mundo. Eso es lo que el ser humano no sabe dar y no sabe recibir.

¿Sabes porque no sabe dar?

Porque cuando da algo automáticamente cree en su mente que la otra persona a la que le dio algo queda en deuda con él. Y también sucede cuando recibe algo –un regalo o lo que sea –  de otra persona, la persona que lo recibió automáticamente siente en todo su cuerpo que debe algo y debe pagar algo a cambio. Jamás debes permitirte el quedar en deuda cuando recibes algo y también debes evitar a toda costa el creer que se te debe algo cuando tú das algo o regalas algo, ya sea tu tiempo, tu dinero o lo que sea.

Esta es la forma correcta de dar y recibir.

Espero que esta información que acabo de compartir contigo te sea de mucha utilidad.

Me encantaría saber tu opinión.

Cualquier duda o inquietud escríbeme y con gusto te contestaré.

Te mando un fuerte abrazo y estoy para servirte.

Tu amigo y coach,
Carmelo Sánchez